El estudio exitoso es parte del plan de cada estudiante. Por eso, cuando llegas a la universidad, la principal pregunta que te haces es ¿cómo logras tus objetivos? Estudiar en la universidad requiere más autonomía y organización. Hay que estar atento al nuevo entorno para adaptarse estratégicamente. El entrenamiento académico y estudiantil se está convirtiendo en una práctica cada vez más común.

Tengan confianza en sí mismos

Según Aristóteles, “el secreto del éxito en cualquier tipo de estudio es establecer un hábito de trabajo a su propio ritmo y una rutina agradable. Añade a eso la confianza en ti mismo. ¿Cómo podemos tener éxito si dudamos constantemente de nosotros mismos? Hay que tener una actitud positiva y pensar siempre que “puedo tener éxito e ir más allá de lo que otros han hecho; sé que puedo hacerlo”. La confianza en sí mismo es una de las claves del éxito, pero no lo es todo.

Mantenerse activo en clase

Aunque en la universidad, la asistencia al curso no es obligatoria, es necesario participar y estar atento. Saber tomar notas también es efectivo porque no tienes que escribir todo lo que dicen los profesores. Sólo tomar notas de información importante que pueda reutilizar en el futuro (durante el examen o las tutorías o la investigación personal) le ayudará a digerir y comprender el conocimiento. Esto hará que sea más fácil aprender de sus libros de texto. En la universidad, no sólo tienes que acumular cursos. Documentar, trabajar duro para entenderlos y aprender mejor son parte de las limitaciones. En este caso, se recomienda encarecidamente estudiar entre cursos. Cuando estás en la universidad, el módulo que has elegido puede que al final no te interese en absoluto. Para hacer frente a esta dificultad, hay que pensar en el futuro (aclarar el proyecto y descubrir las oportunidades del curso) para encontrar la motivación necesaria para abordarlo.

Aprender a administrar el tiempo y ser autónomo

Además de leer y aprender las conferencias, así como de preparar las preguntas que se harán durante las sesiones de conferencias, es necesario saber cómo organizar el tiempo. Necesitas ser independiente (hacerte cargo de ti mismo) y aumentar tu trabajo personal (encuentra un horario que te permita hacer esto todos los días). Leer notas, investigar, evitar las largas mañanas de la semana y dormir lo suficiente cada noche son todas formas de ayudarte a tener éxito en la universidad.